+34 928 934 140

info@ngrabogados.com

La consecuencia de los vicios del consentimiento contractual

  Sin consentimiento libremente prestado no hay contrato, pero el importante principio de seguridad del tráfico se traduce en el de conservación del contrato, que impone la necesidad de ser rigurosos a la hora de ponderar las consecuencias de que el consentimiento prestado en vista de un contrato se encuentre afectado por alguno de los vicios del consentimiento (error, dolo, violencia e intimidación).     Resulta, en consecuencia, obligado determinar el alcance de la declaración de nulidad que efectúa el art. 1265 Código civil (Cc), que se continúa en lo que disponen los arts. 1300 y siguientes del mismo Código. Sólo, si de las...

Continuar leyendo